El caso de Dario Marianelli dentro de la música de cine es interesante por varios motivos. Primero y más evidente por su innegable talento, que ha entregado partituras tan notables como “Atonement” (2007) -ganadora del Oscar-, “Jane Eyre” (2011) o “Anna Karerina” (2012), pero también lo es por su rápida depuración, tras saltar a la palestra internacional con “The Brothers Grimm”, “Pride and Prejudice” y “V for Vendetta” todas del 2005, a la hora de escoger proyectos. En tan solo uno par de años abandonó las películas mediocres y alimenticias (“The Return”, “The Brave One”, Shrooms”) de escasa entidad musical, para seleccionar con más tino y mejores resultados un número más limitado de propuestas, haciendo que su currículo contemporáneo sea un ejemplo de sobriedad y buen gusto; exactamente Marianelli se viene encargando de dos títulos por año desde 2010, prácticamente todos ellos de cierta calidad. Ahora llega su segunda aportación al género animado tras “The Boxtrolls” (2014).

La banda sonora de “Kubo and the Two Strings” de Dario Marianelli propone una serie de ideas de sobra conocidas para el aficionado, pero que lleva a cabo con suma elegancia, aportando todo el colorido étnico oriental que la cinta requiere. La ausencia de un tema central destacado que acusaba su mencionada partitura para “The Boxtrolls”, se suple en parte aquí con un motivo de tres notas de aire noble y melancólico con sabor japonés que hace su inmediata aparición en “The Impossible Waves”, lo retoma en “Monkey´s Story” con orquestación casi enteramente étnica y ejecuta una emotiva rendición final para piano en “Rebirth”. Complementa este motivo con uno más expansivo durante “Ancestors” y “Hanzo´s Fortress” para cuerda y metales, con intervención lastimosa final en el segundo de una voz solista femenina. De nuevo recuerda a John Williams en algunos pasajes como “The Leafy Galleon” y se muestra genérico en otros como “Meet the Sisters!”, pero su solidez en lo cómico y ligero (“Story Time”, “Origami Birds”) compensa lo incidental menos destacado. Por todo ello que sin sobresalir en ningún aspecto, pero siendo más que correcto en todos ellos, la banda sonora de “Kubo and the Two Strings” de Dario Marianelli suponga una audición agradable.

Reseña de Ignacio Garrido Muñoz.