La cuarta nominación a los Oscar para el incansable compositor francés llegó con este trabajo. La banda sonora de “The King´s Speech” de Alexandre Desplat supone una continuación estilística lógica y coherente de sus premisas para “The Queen” o incluso “The Girl with the Pearl Earring”, adecuando el discurso a las necesidades de la película y usando un lenguaje de aires clásicos, nobles y regios para bañar la pieza que abre el disco, “Lionel and Bertie”. Pompa y circunstancia desde la sobriedad más serena, con la cuerda como alma ilustrativa de una aristocracia noble y de rancio abolengo, que sirve para pasar al delicado intimismo del piano, que contrasta posturas y sugiere ambivalencia con gran sencillez. El carácter humano de la trama se verá expuesto en la liviana agilidad del diálogo entre piano y celesta (habituales en el muestrario del compositor) que configuran la primera aparición del tema principal, así como en la inseguridad de violines y notas de piano suspendidas con dramáticas intenciones durante “The King´s Speech”, un prodigio de desarrollo temático y mutación emocional, cuya hermosa melodía se recuperará plenamente en “My Kingdom, My Rules” o con brevedad durante “The Royal Household”.

Con sus fichas más importantes sobre el tablero, Desplat comienza a alternar la emoción contenida con aires de adagio en la melancólica pista “The King is Dead” y su continuación en intenciones durante la calmada “Queen Elisabeth”, para pasar al drama más profundo y dotado de cierto poso traumático -subrayado por un lastimoso ostinato al piano- durante “Memories of Childhood”. Acto seguido recuperará, perfectamente integradas dentro del discurso, sus habituales intervenciones minimalistas en “King George VI”, añadiendo al mismo tiempo unas malsanas y premonitorias cuerdas chirriantes de tintes amenazadores, casi terroríficos, que culminan otra de las piezas más destacables del trabajo. De este modo la evolución física y emocional del rey se deja notar en “Fear and Suspicion” con un notable cambio de registro sobre el tema central, que pasa a vivaracho, para completarse su luminosidad en el trabajo rítmico y de animosa orquestación de “The Rehearsal”. Un delicioso scherzo que sirve de preludio a la última intervención original en el corte “The Threat of War”, que cierra ambiguo y solemne la partitura con cierto cariz amargo. La banda sonora de “The King´s Speech” de Alexandre Desplat es una obra contenida, elegante y sutil tan agradable de escuchar dentro como fuera de la película para la que fue creada.

Reseña de Ignacio Garrido Muñoz.