Desde que iniciara su reciente andadura (en 2017), la discográfica Rosetta ha hecho una gran apuesta por los compositores locales hasta el punto de conformar con ellos el grueso de su catálogo, tanto en lo tocante a obras recientes como a aquellas que recuperan títulos clásicos que el aficionado ha esperado durante mucho tiempo, con ansia, incorporar a su discoteca. Es el caso de esta caja titulada “Styles” (en referencia a los diversos estilos que la conforman), integrada por cuatro discos firmados por el veterano Carles Cases, a quien avala una trayectoria en el mundo del cine que abarca casi las tres décadas, en las que ha trabajado con directores tan diversos y reconocidos como Gonzalo Suárez, Antonio del Real, Jesús Garay o Ventura Pons. Alejado en los últimos años de la especialidad (salvo alguna excepción, como el encargo de la partitura para la comedia “Los del Túnel”) y dedicado a grabar y producir sus propias composiciones extracinematográficas (“Carles diu Llach”, “Música pel Temple”, “Araguaia”, “Espirituals”), cuando no a ofrecer conciertos en directo (incluso en su propio estudio ubicado en el incomparable marco de la ermita de Sant Esteve de Comià, perteneciente al término municipal de la pequeña población de Borredà, en pleno corazón de Cataluña), con este magnífico proyecto la discográfica ha volcado todo su empeño, en complicidad con quien suscribe este texto, para devolver a Cases el protagonismo que, sin duda, merece dentro de nuestro panorama audiovisual, procediendo a recuperar varias obras inéditas de especial relevancia.

Entre ellas, se cuenta la compuesta para la serie “Des del Balcó” (2001), emitida por la TV3, la Televisió de Catalunya, una imponente partitura para un relato con un arco temporal que comienza en los albores del siglo XX y llega hasta la posguerra, que incide especialmente en el periodo de la guerra civil. Emotiva y potente, de inspiración stravinskiana, es una reivindicable partitura que supondrá todo un descubrimiento. Al contrario que “Oviedo Express” (2007), una película de mucha mayor difusión y una de las obras punteras de Cases, nominada en su momento al Goya, que ahora se presenta en un formato definitivo al estar provista de una secuenciación más acorde con los propósitos de su autor, en la que destaca esa extraordinaria pieza que es “Diálogos para piano y Orquesta”, una especie de concierto de más de veinte minutos de duración. Completa esta selección la inédita “Mil Cretins” (2011), comedia dirigida por Pons, director con quien Cases ha estado vinculado desde los inicios de su carrera, en la que el compositor hace gala de su particular estilo ecléctico, moviéndose entre la música barroca y el jazz, entre el más puro vitalismo y la intensidad lírica, fruto de una pasión musical por la que literalmente Cases se ha desvivido. Por último, como colofón, se presenta un elegante disco dedicado a solos de piano interpretados por el propio compositor que incorpora una selección personal de diversos temas que han jalonado su carrera, provenientes de partituras de films como “Actrius”, “Amic-Amat”, “Anita no pierde el Tren”, “Le Grand Battre”, o la misma “Des del Balcó”. Se trata de un magnífico broche de oro para una de las ediciones del año que cuenta con un precio muy competitivo, y que a pesar de lo laborioso de su confección ya es toda una realidad.

Reseña de Frederic Torres.